BOMBAS

Inicio Página Completa

EL

BOMBA

ELLA

Las mujeres de este tiempo son como el café molido, apenas tiene quince años ya quieren tener marido

 

Los muchachos de este tiempo son como el café tostado, se la tiran de jailosos y andan todos acabados.

 

 

 

Ayer me dijiste que hoy, hoy me decís que mañana, cuando me digas que si ya no voy a tener ganas

 

Yo no te he dicho que si, indio curtido y mugrosos; como bien lo ves a ti no te quiero por piojoso

 

 

 

La mujer que ama a dos hombres, no es tonta sino entendida, si una vela se le apaga la otra ya está encendida

 

Un hombre con dos mujeres de papo se pasa a veces, no cumple con sus deberes y al final paga con creces

 

 

 

Desde que te conocí te tengo muy bien presente, por ese colocho de oro que te cuelga de la frente

 

Desde que te conocí siempre te he visto risueño, pero es que talvez no sabes que el colocho tiene dueño.

 

 

 

Hoy que tengo mucha lana me siento con un Don Juan, voy a llevar a Cipriano ante el cura y sacristán

 

¿Cómo decís vos samarro? Que presumís con tus roles, no tenes para cigarros contimás para frijoles

 

 

 

De un tronco nació una rosa y del agua n caracol, de los ojos de esta joven nacen los rayos del sol.

 

Del cielo cayó una rosa y del pueblo una pared, que dicha fue la mía si yo callera en su red.

 

 

 

La mujer con quien me case llenará esta condición ser la flor que se deshace perfumando mi corazón

 

El hombre que me aprisione llenará esta condición permitirme que lo ahogue el caudal de mi pasión

 

 

 

Aquí le traigo esta flor que agorita la corté, tiene fragancia y olor y es fresquita como ve

 

La recibo caballero de manos de su mercee; no es tan graciosa la flor como es de graciosos ustee.

     

Las Mujeres de Progreso no les gusta dar ni un beso, en cambio las de San Pedro hasta estiran el pescueso.

 

Las Muchachas de la Ceiba son bonitas y graciosas, en cambio las de este pueblo son picudas y babosas.

     

Desde lejos he venido rodando como una tusa, solo por venirte a ver niña ojitos de guatuza

 

Si desde lejos llegastes a yo no me digas eso, mejor anda restregarte esas costras del pescueso.

     

Las piñas en el piñal de maduras se pasan, así te pasará a vos su tu mamá no te deja casar.

 

Si mi mamá no me ha casao es porque no ha convenido, y si no me caso con vos no es de tu cuenta metido.

     

Las ramas del tamarindo se juntan con las del coco, si tu amor va precisado el mío va poco a poco.

 

Las ramas del sunzapote se enredan con las del mango, si tu amor va despacito el mío desburrungando.

     

quí te traigo niñita una ramita de albahaca, no te traje más grande porque se la comió la vaca.

 

Esta ramita de albahaca que ustee me trae buen mozo; no se la comió la vaca. Sino que voz la usastes pa quitarte el olor de las patas.